Berenjena

La berenjena es buena para el aparato digestivo

la-despensa-berenjenaLa berenjena es buena para el aparato digestivo, aunque no tanto para las articulaciones, la berenjena destaca por otras cualidades no tan conocidas, como su actividad profiláctica en procesos cancerígenos y colesterolémicos

Caracteristicas de las berenjenas

La berenjena se utilizaba en un principio como planta ornamental, al igual que el tomate o la patata hasta que en la India probaron darle uso culinario y quedaron gratamente sorprendidos. Esta hortaliza originaria de Asia adquirió notoriedad no por su utilidad en la cocina ni por sus beneficios terapéuticos sino por algo mucho más curioso: sus supuestas virtudes afrodisíacas. Durante la Edad Media los mercaderes árabes la introdujeron en el norte de África y Europa «vendiéndolas» con éxito como una poción para el amor aprovechando la febril época de la «ruta de las especias». Y aún hoy la berenjena tiene connotaciones sensuales en los países del Medio Oriente.

El fruto puede ser redondeado o alargado y de colores que van del negro al blanco pasando por el morado y el blanco veteado de morado o verde. Su cultivo es muy exigente respecto al clima, le gusta el tiempo caluroso y seco y mucha luminosidad (entre 10 y 12 horas de luz); Crece bien entre 23-25º (y hasta los 40º-45º C).

¿Cómo se compra la berenjena?

A la hora de comprar las berenjenas, elegiremos aquellas de tamaño mediano (las de tamaño muy grande son más harinosas y tienen menos sabor) con la piel firme, lisa, de color uniforme y el pedúnculo verde y pinchudo. Descartemos las que tengan manchas y nunca consumamos las partes verdes de los extremos, ya que es donde está concentrada la solanina, una sustancia alcaloide.

Utilidad

La berenjena se ha ganado un espacio en las cocinas del Mediterráneo y de Oriente Medio. Podemos encontrarla en la mussaka griega (una suerte de lasaña en la que las láminas de berenjena reemplazan a las láminas de pasta), la escalibada catalana (que consta de berenjenas, cebollas y pimientos asados al horno y pelados), la caponata italiana (una mezcla de vegetales fritos con predominio de la berenjena), la ratatouille francesa (una especie de guisado vegetal de cocción muy lenta) y el baba ganousch árabe, el caviar de berenjenas que no puede faltar en su mesa diaria.

Su elevado contenido en agua la convierte en un buen aliado para quienes desean bajar de peso ya que su poder calórico es muy bajo: sólo 30 calorías por cada 100 gramos, a condición de que no se coman fritas, ya que eso elevaría las calorías

Trucos con la berenjena

La piel de la berenjena ocasiona alguna que otra dificultad, al ser amarga y un tanto indigesta, pero esto tiene fácil solución: se puede pelar antes de cocinar o cortarla en trozos y salarla durante un rato para que suelte su amargor; luego se enjuaga bien y se seca.

Algunas recetas con berenjena

Sobre El Autor

Delicooks

Nuestro equipo base.

Artículos Relacionados

wpDiscuz