Angélica Vitali

Pasión en la cocina

A pesar de trabajar en lo que denominamos cocina de vanguardia, la comida tiene que ser el puro sabor del alimento, aunque esté modificado.

 

020315_1425306765_22_angelica

Su apellido tiene mucho que ver con su carácter, Angélica derrocha vitalidad, y un entusiasmo increíble en y por la cocina. Viajera  inquieta, generadora de lazos  allí donde va.  Chef representante de productos de Ferran Adría en Brasil y especializada en cocina molecular. Nos regaló un espectacular plato de su tierra y nos prometió una feijoada cuando regrese a Barcelona, la esperamos por supuesto, con muchas ganas!

¿A qué sabe tu cocina?
Mi cocina tiene todo el sabor de los alimentos, ternura y mucho amor. A pesar de trabajar  en lo que denominamos  cocina de vanguardia, la comida tiene que ser el puro sabor del alimento, aunque esté modificado.

¿Y lo que más te gusta experimentar?
Me gusta jugar con las texturas, una ensalada de frutas que hice con la técnica de gelificación me encanta, es simple pero llena de colores y con los sabores exactos de  las frutas, es un plato que me gusta mucho mucho.

Transmites mucha alegría cuando cocinas ¿es un ingrediente imprescindible para que los platos salgan  así  de buenos?
Tenemos que amar lo que hacemos… soy una mujer de negocios, siempre trabajé en publicidad, pero en la gastronomía encontré lo que más me gusta hacer. El intercambio de energía con los alimentos… soy una apasionada de la gente y tengo la necesidad de entregar lo mejor para ellos, no podría vivir, o cocinar sin pasión.

¿Si tuvieras que cambiar el nombre a la cocina molecular, como la llamarías?
Creo que  “cocina moderna” es un nombre simple que define exactamente lo que es, una cocina más experimental.

¿Algún ingrediente imprescindible en este tipo de elaboraciones?
Tenemos diferentes ingredientes, depende de lo que se quiera hacer, por ejemplo, para esferificaciones, técnica bien conocida, se necesitan algin o gluco, por ejemplo. Si quieres formar un gel, necesitamos agar- agar. Para cada técnica se utiliza  un texturante diferente.

¿Qué es lo que más te atrajo de este trabajo, donde además de cocinar,  viajas un montón como representante de marcas y productos?
Me gusta lo nuevo, al igual que los retos, estudiar las técnicas y el hecho de que la gastronomía molecular implique un poco de todo esto me encanta. Estoy completamente enamorada de Ferran Adrià, lo conocí ahora, en noviembre de 2014 en Brasil y cada vez que lo estudio, más le conozco, estoy convencida de que es un genio.
Soy el chef al frente de su marca en Brasil y para mí es algo  importante, sólo trabajan con marcas y productos  en los que creen, la satisfacción personal es muy grande.
También soy el chef de la empresa americana Oster de electrodomésticos, y de ISI, empresa austriaca de sifones para espumas. Ahora acabo de obtener la representación de Poly Science, una compañía estadounidense especializada en cocina moderna, además de otras asociaciones más pequeñas.

¿Qué supone para ti ser  la embajadora de los productos de los hermanos Adriá en Brasil?
Es la realización de un sueño, un logro personal, y trabajar mucho todo el tiempo. Tenemos muchos proyectos para el año 2015 en Brasil y creo que los productos serán bien aprovechadas. La gastronomía molecular  va poco a poco en Brasil, pero llegará a ser muy importante.

Te encanta el movimiento, los viajes, descubrir historias nuevas.. cuéntanos de algún lugar o cocinero que te haya impactado especialmente…
Brasil es muy rica en ingredientes y en alimentos muy diferentes y especiales, de momento el brasileño no le da el valor que tienen, todavía sentimos  que los productos importados son los mejores, es una pena.
En un viaje a Tefe, una ciudad en el corazón de la Amazonia,  conocí a las comunidades ribereñas que viven con casi nada, el intercambio de alimentos es la base de la subsistencia de la población. El líder, el Sr. Mark, siempre con una sonrisa en su rostro.

¿Cuando vuelvas a Barcelona, que es lo primero que harás?
Ya en abril, la primera cosa que quiero hacer es contactar con los amigos muy queridos que hice en mi tiempo, gente como Juan y María, muchos amigos especiales, Ángel y Pedro de Botega 1800, Paco de Hoja Santa, Patricia y Christian Escribà, Oliver… Todos me recibieron muy bien, y en el estudio,  tengo que hacer una hermosa feijoada para saborear juntos.

¿Algún sueño para el 2015?
Me gusta tener sueños. Trabajar y conocer a Ferran era un sueño lejano de hace unos unos años, y el día que lo conocí pensé, ahora a por otro gran deseo. No tengo prisa, surgirá de forma gradual.
Este año lanzaré mi libro, una línea de productos  propia y trabajaré en la importación de algunos artículos de España con mi amiga María.

VER MAS RECETAS

Sobre El Autor

redaccion

Nuestro equipo base.

Artículos Relacionados

wpDiscuz